El rinconcito poético: El poeta Halley.

Hoy traigo una de las canciones cuya letra me ha sorprendido y enamorado a partes iguales. El poeta Halley, que así se titula el poema/canción, la verdad es que no sabría decir si es más poema que canción. Sus autores, el grupo indie Love of Lesbian.

Todo el poema es impresionante, pero si además consigues que Joan Manuel Serrat recite el fragmento final de tu composición ya debe ser como tocar el cielo con las dos manos. Por eso adjunto el videoclip de la canción, para que disfrutéis tanto como yo lo he hecho.

El poeta Halley. (Love of Lesbian)

Me atraparás al vuelo y nunca a la pared
Y si me dejas aire en tus líneas dormiré
Palabras de una musa de baja maternal

Puede que al fin me conozcan muy bien
Si fueran puntos grises mis rarezas cada tara que cree
De seguirlos con un lápiz al final verías mi cara en el papel

Por eso estoy por aquí otra vez
Rebuscando en mi almacén esa palabra con su débil timidez
Ojalá encuentre la forma, más me vale, tengo un tema que acabar

Si no aparece nunca o entiendo que no di con la palabra justa
Y cuando al fin la encuentro
Llega aquel mar de dudas

Si cuando me decido tú me detienes
Siempre
Me aprietas justo aquí
Dices no, mi leal traidora inspiración

Cuando apareces menos soy

Y soy yo

Te quedarás dormida, menuda novedad,
Es peor mi geniocidio cuando no te dejo hablar
En la autopista de la vida si te saltas la salida hay que esperar

Puede que no haya aprendido a aceptar
Que escuadrones de moral judeocristiana con su culpabilidad
Nos seguirán por tierra, por el aire y sobretodo por amar

Puede que esté demorando la acción
A los doce tuve un sueño en que ganaba pero el sueño me venció
Desde entonces mis derrotas son las huellas del carné de ese tal yo

Ahora escúchame, ya he encontrado la palabra justa
Mejor prepárate, tiene algo que a todos asusta

Sí, la voy a soltar, la quiero soltar

Pronunciaré esperanza, la gritaré por dentro
Si es lo que hace falta
La escribiré mil veces
Me alejaré de espaldas
Quizás de repetirla algo me quede

No puedo permitir tu negación
Mi leal traidora inspiración
De intermitente aparición
Como un ángel hallado en un ascensor
Que bien funcionas como recuerdo

Acojo en mi hogar
Palabras que he encontrado abandonadas en mi palabrera
Examino cada jaula y allí, narrando vocales y consonantes
Encuentro a sucios verbos que lloran después de ser abandonados por un
Sujeto que un día fue su amo
Y de tan creído que era prescindió del predicado

Esta misma semana han encontrado a un par de adjetivos trastornados,
A tres adverbios muertos de frío
Y a otros tanto de la raza pronombre
Que sueñan en sus jaulas con ser la sombra de un niño

Se llama entonces a las palabras que llevan más días abandonadas
Y me las llevo a casa
Las vacuno de la rabia
Y las peino a mi manera
Como si fueran hijas únicas
Porque en verdad todas son únicas

Acto seguido y antes de integrarlas en un parvulario de relatos o canciones
Les doy un beso de tinta
Y les digo que si quieres ganarte el respeto nunca hay que olvidarse los
Acentos en el patio

A veces les pongo a mis palabras diéresis de colores imitando diademas
Y yo solo observo como juegan en el patio de un poema

Casi siempre te abandonan demasiado pronto
Y las escuchas en bocas ajenas
Y te alegras
Y te enojas contigo mismo como con todo lo que amamos con cierto egoísmo

Y uno se queda en casa, inerte y algo vacío
Acariciando aquel vocablo mudo llamado silencio
Siempre fiel, siempre contigo

Pero todo es ley de vida

Como un día me dijo el poeta Halley,
Si las palabras se atraen, que se unan entre ellas
Y a brillar, que son dos sílabas-“

 

Anuncios

El mundo.

images (16)

El mundo. (Jengibre)

No sabía por qué lo había dicho, no quería hacerle daño. O quizás sí, quizás sí que quería herirlo. Sabía que de todas las palabras que podía decirle sólo una podía clavarse en su corazón cual afilado estilete. Y se la había dicho, a traición, a bocajarro, buscando lastimarlo al máximo.
Ahora se arrepentía, ahora que su corazón sangraba tanto como el de él, se arrepentía de lo que había hecho. Porque no se lo merecía. Porque a pesar del daño que le había hecho él lo había encajado y, en lugar de iniciar la discusión que inconsciente ella estaba buscando, la miró buscando sus ojos quizás para que viera la magnitud del desastre que había causado sólo con una palabra y se marchó. Sin dramas, pausado, tal y como era él. Cómo esos estanques de aguas plácidas en la superficie, pero que por dentro son un torbellino.
Desearía poder retroceder en el tiempo, borrar lo dicho y perderse en sus brazos. Lo que tendría que haber hecho, lo que su corazón deseaba hacer. Pero no, quería forzar una confrontación que sabía que les haría daño a los dos. Cómo si así pudiera sentirse mejor. Cómo si eso pudiera calmar la presión de todo lo que estaba viviendo. Cómo si ella y sus problemas fueran el ombligo del mundo. Cómo si los demás vivieran siempre girando a su alrededor para complacerla.
Pero las palabras dichas no pueden borrarse. Sólo queda tratar de reparar el daño causado. Pedir perdón, una vez más. Sabía que la había perdonado, él era así. La amaba a pesar de todo. Pero esta vez algo le pareció diferente. Algo en sus ojos cuando la miró antes de marcharse le decía que quizás esta vez no volviera nunca. Esa sensación estaba destrozándola, porque sabía que si no volvía se lo habría ganado a pulso. ¡Ese estúpido orgullo!
Y corrió, como nunca había corrido, se olvidó de su pierna herida y corrió tras él. Total, si lo perdía que le importaba la vida… ¡no tenía sentido sin él! Deseó llegar a tiempo, que su tren no hubiera salido todavía. Pero no, cuando llegó al andén el tren acababa de partir. Lloró desconsolada, cómo hacía tiempo que no lo hacía, se dejó caer en uno de los bancos de la estación, agotada, con el corazón roto en mil pedazos.
No sabía cuánto tiempo llevaba sentada en aquel frío andén, cuando alguien a su lado le ofreció un pañuelo. ¡Allí estaba él! ¡No había subido al tren! Se lanzó a sus brazos, sonriendo entre las lágrimas. Quería decirle lo mucho que lo sentía, quería pedirle perdón, pero no pudo. Un beso selló sus labios. Sobraban las palabras.

Loco por verte. (homenaje a Manolo Tena)

maxresdefault (3)

Loco por verte. (Manolo Tena)

Tan cansado de esperarte y tan ansioso de abrazarte,como ayer
y tan loco por tenerte, tan febril, tan impaciente,como ayer.
Quiero amarnos tan a ciegas, sí,
besar tus manos, tocar tu boca, sentir tu piel…
Revivir en nuestra cama el dulce drama de tu cuerpo yéndose
tu eres agua y yo soy fuente y fluyo con tu corriente, yéndome…
Quiero amarnos tan a ciegas, sí
besar tus manos, tocar tu boca, sentir tu piel…
Porque sin tí seré…
como el rio…no tendré nada mío…
Tu serás la ola que se pierde tan sola
malherido mi corazón ha perdido ya la razón
y es que si no vuelves más siento
que voy a volverme loco…
loco por verte… loco por verte.
Sólo sueño acariciarte como hierba rodearte…
hombre y mujer…
con el mundo en la mirada y mi cuerpo en tu alma
derramándose
abrasarnos tan a ciegas,sí…besar tus manos,
tocar tu boca, comer tu piel…
Porque sin tí seré…
como el río…no tendré nada mío…
tú serás la ola que se pierde tan sola
malherido mi corazón ha perdido ya la razón.
¡ Pobre río, no tendré nada mío …!
pobre ola que se pierde tan sola,
malherido mi corazón ha perdido ya la razón
siento que no vuelves más y pienso que voy a volverme loco…
loco por verte… loco por verte.
…y perderme en tu cintura, recorrerte tan desnuda
(savia para mi sed)…
abrazarnos siempre a ciegas, sí…
¡ besar tus manos, beber tu boca, comer tu miel…!
Y si no vuelvo jamás a verte y para siempre eternamente
serás un río que se aleja del mío,
yo seré la ola que se quiebra tan sola
solos, tristes, sin porvenir
y ya tan sólo poder sentir.
Pobre río no tendré nada mío,
pobre ola que se quiebra tan sola,
malherido tu corazón
malherido mi corazón
pobre río que se aleja del mío
pobre ola, que se quiebra tan sola…

 

 

Imagine, 35 años sin John Lennon.

Hoy se cumplen 35 años de la muerte de Lennon, no se me ocurría mejor homenaje que esta canción, en la que Lennon nos invitaba no sólo a soñar por un mundo sin cielo ni infierno, sin fronteras, nada por lo que morir ni matar, sin religiones, sólo gente viviendo su vida en paz. Han pasado 35 años y cada día estamos más lejos de ese mundo soñado. Si eso pasara, si todos entendiéramos que somos iguales más allá de nuestro color o de nuestra lengua, que sólo hay una raza, la humana y un sólo país, la Tierra; a los que dirigen todo este mundo se les terminaría el chollo, porque ellos prefieren que tengamos miedo al diferente para así dominarnos y seguir ganando fortunas con la muerte y el hambre.

Os dejo una versión maravillosa de Imagine por el reparto de la serie Glee. Un coro de chicos sordos interpreta magistralmente la canción.

Imagine (Lennon)

Imagine there’s no Heaven
It’s easy if you try
And no Hell below us
Above us only sky

Imagine all the people
Living for today
Imagine there’s no country
It isn’t hard to do

Nothing to kill or die for
And no religion too
Imagine all the people
Living life in peace

You may say I’m a dreamer
But I’m not the only one
I hope someday you will join us
And the world will be as one

Imagine no posessions
I wonder if you can
No need for greed or hunger
Or Brotherhood of Man

Imagine all the people
Sharing all the world
You may say that I’m a dreamer
But I’m not the only one

I hope someday you will join us
And the world will be as one

Querido John, muchos seguimos soñando que es posible un mundo que compartamos todos en paz, aunque cada vez se vuelva más difícil seguir haciendolo…

Balada de otoño.

sólo-lluvia-amor-vidrio

Balada de otoño (Joan Manuel Serrat)

  Llueve,
detrás de los cristales, llueve y llueve
sobre los chopos medio deshojados,
sobre los pardos tejados,
sobre los campos, llueve.

Pintaron de gris el cielo
y el suelo
se fue abrigando con hojas,
se fue vistiendo de otoño.
La tarde que se adormece
parece
un niño que el viento mece
con su balada en otoño.

Una balada en otoño,
un canto triste de melancolía,
que nace al morir el día.
Una balada en otoño,
a veces como un murmullo,
y a veces como un lamento
y a veces viento.

Llueve,
detrás de los cristales, llueve y llueve
sobre los chopos medio deshojados,
sobre los pardos tejados
sobre los campos, llueve.

Te podría contar
que esta quemándose mi último leño en el hogar,
que soy muy pobre hoy,
que por una sonrisa doy
todo lo que soy,
porque estoy solo
y tengo miedo.

Si tú fueras capaz
de ver los ojos tristes de una lámpara y hablar
con esa porcelana que descubrí ayer
y que por un momento se ha vuelto mujer.

Entonces, olvidando
mi mañana y tu pasado
volverías a mi lado.

Se va la tarde y me deja
la queja
que mañana será vieja
de una balada en otoño.

Llueve,
detrás de los cristales, llueve y llueve
sobre los chopos medio deshojados…

Canciones con corazón 2.

La canción con corazón de esta semana es otra de esas que me llegan al alma. Los secretos es un grupo que me han marcado mucho desde mi adolescencia. 1980, el boom de la música española (la llamada movida) y yo con 13 años recién cumplidos, descubriendo grupos como Mecano, Olé Olé pero sobretodo Nacha Pop y Los Secretos. De éstos últimos recuerdo dos conciertos muy especiales. Uno acústico en la FNAC, cuando aún vivía Enrique Urquijo y ante unas 100 personas, un concierto que siempre guardaré en mi memoria. Y otro en la Plaza Cataluña, en las fiestas de la Mercè, ya sin Enrique. Era su primera gira tras su fallecimiento y también fue un concierto muy especial.
Hoy tampoco ha sido fácil la elección de la canción. Hay tantas y casi todas especiales que ha sido una dura lucha conmigo misma. Pero al final me he decantado por Colgado, quizás porque yo estoy bastante “colgada” de alguien especial.

Os dejo con la magia de Los Secretos. Que lo disfrutéis!!!

Colgado (Los secretos)

Tan libre tan aislado, buscando nada en ningún lado.
Alguien tendió una mano y yo me encadené a esos brazos.

Colgado a sus caderas me fui olvidando de quién era,
me fui quedando a un lado vencido por mi propia guerra.

Me quedé como un cuadro a su pared pegado
que nada tiene que hacer salvo seguir colgado.

Colgado a sus peleas dando la cara ante cualquiera,
dejando mis ideas perdidas tras sus escaleras.

Me quedé como un cuadro a su pared pegado
que nada tiene que hacer salvo seguir colgado.

Quise bajar del marco, buscar mi sitio en otro barco,
pero estaba atrapado, como sobre su piel tatuado.

Me quedé como un cuadro a su pared pegado
que nada tiene que hacer salvo seguir colgado, colgado.

Canciones con corazón.

No es un secreto que me gusta mucho la música, más que eso, creo que no podría vivir sin ella. Lo primero que hago al levantarme es ponerme la radio, una emisora musical 100%; soy de las que canta en la ducha (mal, muy mal, debo decir); camino del trabajo llevo mi mp3 conectado. Y así todo el día… La música me acompaña y me conforta. Creo que no hay momento realmente importante en mi vida que no esté ligado a una canción. Es más, estoy convencida de que cuando nací, sonaba alguna canción en la sala de partos… o posiblemente la comadrona estaba tarareando mientras ayudaba a traerme al mundo…
Por eso he pensado que sería muy buena idea traer toda esa música vital para mí a este pequeño rincón. Pero ¿por cual empezar? Hay tantas y tantas melodías que se han ganado a pulso su lugar por estos lares, que la elección era complicada. Y como siempre suele pasar, ha sido el azar el que ha terminado haciendo su elección. La semana que viene, el martes para ser más precisa, vienen en concierto a mi ciudad uno de mis grupos favoritos, Maná. Un grupo al que hace mil años que sigo la pista y que ha llenado mis horas y mi vida con su música.
Entre tantas canciones he elegido Amor clandestino, de su último disco: Drama y Luz. Una canción preciosa, que habla sobre lo maravilloso y doloroso a la vez que es el amor… pero sobretodo de que el amor es sólo cosa de dos… todos los demás sobran, aunque a veces parezcan tener más importancia los que nos rodean que los mismos amantes. Así que quiero dedicar esta canción a todos esos valientes que se arriesgan a vivir su amor y pasión enfrentándose al resto del mundo si es necesario.

Amor Clandestino (Maná)

Eres inevitable amor
casi como respirar
casi como respirar
llegue a tus playas impuntual
pero no me rendiré
soy tu amor clandestino

Soy el viento sin destino
que se cuela en tus olas mi amor
soy amor un clandestino
que se juega hasta al vida mi amor

clandestino
amar amar amor
no, no no no

mi amor clandestino
que en el silencio
y el dolor
se nos cae todo el cielo de esperar
inevitable casi como respirar
se nos cae todo el cielo
de tanto esperar
Clandestino

El universo conspiró
inevitable corazón
clandestino eterno amor
pero me duele no gritar
tu nombre en toda libertad
bajo sospecha hay que callar

Y te sueño piel con piel
ahogado en besos y tus risas amor
y me hundo en el calor
que hay en tus mundos en tu Mar,
llorando en silencio, temblando tu ausencia,
rogandole al cielo y finjiendo estar muy bien

Y te sueño piel con piel
ahogado en besos y tus risas amor
y me hundo en el calor
que hay en tus mundos en tu Mar,
llorando en silencio, temblando tu ausencia,
rogandole al cielo y finjiendo estar muy bien

y te sueño piel con piel
ahogado en besos y tus risas mi amor
y me hundo en el calor
que hay en tus mundos en tu mar,
llorando en silencio
temblando en tu ausencia
rogandole al cielo y fingiendo estar muy bien
no no no no

mi amor clandestino
que en el silencio
y el dolor
se nos cae todo el cielo de esperar
inevitable casi como respirar
se nos cae todo el cielo
de tanto esperar
Clandestino

No te engañes mas
ya no te mientas
si aire ya paso, ya paso

y verdad, ya no tengas miedo
solo tu mantienes mi respiración

hace tanto que yo esperaba el viento amor
cae el llanto el cielo de esperar
hace tanto que yo espere tu luz amor
hay amor, hay amor, hayyy amor

se nos cae todo el cielo
se nos cae todo el cielo
de tanto esperar
mi amor ya no te engañes
no te mientas corazon
se nos cae todo el cielo
entiendelo amor